viernes, 30 de septiembre de 2011

SENTADA EN EL FILO


SENTADA EN EL FILO



A veces no soporto

el parpadeo de los cuchillos.

Entonces hago el amor,

me recuesto en un muro de algodón,

me oigo respirar.

La llaga duerme.

Los parásitos del cielo duermen

(y yo tarareo esa canción,

él estaba borracho

y no sabía

dónde había dejado sus ojos).



A veces me busco la muerte

en los cuchillos

(tengo uno clavado en el cerebro

que no me mata;

no se puede tocar

es como una paloma de humo,

como una flor vestida con una enagua de novia,

desnuda en el pensamiento,

tan virgen,

tan puta).



Sentada en el filo te pierdo

(entonces

nací para perderte

y la sangre es una broma

y el cuchillo me lo clavaste vos).




Sentada en el filo te suelto

(porque te conocí

cuando tenía hambre

y nadie me enseñó

a cuidarme de los relámpagos).

 
Arte: "Red", Martine Johanna


  

jueves, 29 de septiembre de 2011

PARPADEO


PARPADEO 

“Desde hace tiempo vivo mi último minuto.” – Louis Aragon 


El muchacho recostado en el atril 

se parece a mi amante. 

Tiene los  rasgos de un poema atroz, 

la boca viva, 

la misma nariz impertinente. 

El silencio como arma. 


Los ojos no. 

Los ojos del muchacho 

están estancados en la hierba. 

Los ojos de mi amante vuelan 

de piedra en piedra, 

de caballo en caballo, 

sacudiendo sus párpados 

apenas balbuceados.

Siempre remoto 

como la bestia del verano,

siempre lejos 

de mi último minuto.

  

Del poemario "Cierta condición nocturna", GPU Ediciones, 2013 
Seleccionada para integrar la Antología “Premio de poesía La Pereza 2013”, La Pereza Ediciones, Miami, Florida, USA (2013)

martes, 20 de septiembre de 2011

PASADO


PASADO
 
 
Hay un saldo deudor sobre la ausencia,
 
números rojos
 
abiertos como llagas
 
en la entretela de una historia
 
que se murió de hastío,
 
y un apático gesto de mi cuerpo
 
pronunciándose en lo fugaz.
 
 
 
Decapitando farsas agotadas
 
me inscribo en los anales del olvido:
 
todo esto ha pasado ya.
 
La belleza aún pende de mi boca
 
como una oración sin esperanza
 
al borde del suicidio
 
-Padre, no apartes de mí el cáliz del amor,
 
aunque las lágrimas sean amargas…-.

 
 
 
Nadie sabrá jamás
 
cuánta herencia de lluvia
 
me dejaron sus manos
 
y cuánta inocencia,
 
partida y repartida,

fue un mendrugo

arrojado al paso de su sombra.









domingo, 18 de septiembre de 2011

GRITO DE SEDA



GRITO DE SEDA 

“Mi mano en el heno de tu pecho envejecido
recoge paja
para hacernos un nido.”
Amos Oz



Toco el recuerdo

con un grito de seda.

Le pongo el cuerpo,

el gesto,

la presencia

a ese rompecabezas

de espíritu vacante.

Manipulo las piezas fantaseadas,

las mentiras

que zanjan los tumores del olvido.

Entonces son tus ojos

dos boletos de tren

y tus pestañas verdes

agujetas de pino cantándome la infancia.

La memoria es un reducto extraño:

tu boca es la paloma

que sobrevuela el ojo atento de la noche.

Y tu voz se resbala,

un caracol de vidrio sin preguntas.



1976 queda tan lejos.

1976 es otra vida.




Toco la oscura telaraña de tu piel

con un grito de seda.

¿De qué color eran los nidos

que apretaban tus manos?

¿De qué madera estaban hechos

los mástiles rotundos de tus piernas?

Se me perdió tu olor.

Se me perdieron tu espalda y tus caminos.

Las mudanzas del alma.

Los años

tapiando la blancura nodriza de tus huesos.

Creciendo,

pariendo,

jugando a suicidarme cada día,

se me perdió tu aliento.

Pero sigo inventándote.



1976 queda tan lejos.

1976 es otra vida.



De tanto no creer

ya no creo en la muerte.



Papá,

¿cuándo vas a volver a casa?




Arte: “L'enfant silence”, Benjamin Lacombe

Mención del Jurado Poesía 27º Certamen Literario del Inmigrante, Federación de Entidades de Bien Público de Berisso, Berisso, Bs. As. (2011)

3º Mención Poesía “1º Concurso Letras de Tay de Poesía y Cuento”, Secretaria de Cultura de San Marcos Sierras, San Marcos Sierras, Córdoba (2013)


domingo, 4 de septiembre de 2011

MANDALA


MANDALA



I

La desnudez del aire

y los cuerpos

como estrellas binarias.

Imposible prolongarse en el otro:

nos circundamos,

nos acordonamos,

pero estamos solos

(el sudor es  frontera).



II

Un volcán

se estaciona en mi pulso.

Oigo

como nace una rosa.

Soy una extraña criatura doméstica.

La que no cesa de arder

y promete

su poema como huella.

 

III

Hubo un andamio

entre soles,

el saludo del fuego

a todos sus hijos vagabundos,

la mordedura del verano

sacudiendo las redes.

Las abejas volvieron

espolvoreadas de viento.

Se calzaron

el zapato de cristal del mediodía.

Te toqué.

Desde entonces la pólvora.


 
IV

Ángeles

pulsando

en las aristas de la sangre.

Pupilas que se rompen.

Grietas tibias

en la arcilla de los párpados.

Un cuerpo

que se deshace en la noche.

El traje del hombre amado

recostado en la lluvia.

La barca sosegada me transita.

Me desperté

con todo el mar en las venas.



V

Orbita

el cuerpo celeste.

Entonces la carne se circula.

Es un nudo de luz.

Hombre y mujer rodando.

Intemperie

donde caen los sentidos

mientras la luz apura

su vaso de constelaciones.



Arte: "Birds of Paradise", Yolanda Pérez Villanueva

Mención del Jurado  XV Certamen Literario Nacional de Poesía “Graciela Kraft”, SADE  Filial Sáenz Peña, Sáenz Peña, Chaco (2011)

2º Mención Poesía 1º Certamen Literario Biblioteca Popular Renacer, Arroyo Dulce, Bs. As. (2011)



viernes, 2 de septiembre de 2011

JUEGOS FLORALES EDEA 2011, NOTA DE "LA CIUDAD DE AVELLANEDA"


EDEA celebró sus Juegos Florales 2011

Dieron a conocer los ganadores de los primeros premios.

EDEA, Encuentro de Escritores de Avellaneda el domingo 28 de agosto, realizó en la Asociación Gente de Arte de Avellaneda, sus tradicionales Juegos Florales, en honor de la Patrona de Avellaneda, Nuestra Señora de la Asunción.
El acto se desarrolló de acuerdo al cronograma fijado que incluía la confección de poemas, un café intermedio, la elección de los trabajos por los Jurados y entrega de premios a los ganadores.
La entidad renueva así todos los años el recordatorio de los Juegos florales iniciados por la Academia de Tolosa de Francia, y que fue fundada por los trovadores en el año 1323 bajo el nombre de Colegio de la Gaya Ciencia. Esta distribución de premios de poesía por parte de EDEA, tiene como finalidad primaria honrar la Virgen y al mismo tiempo, estimular la creación y participación de nuestros poetas.
Actuaron como Jurados los reconocidos escritores y poetas Darcy Tortonese. Antonio Gonzalez y Sarah Petrone.
Resultaron ganadores de los primeros premios del certamen los siguientes concursantes:
1er. Premio: Raquel Graciela Fernández (EDEA)
2do. Premio: María Carolina Di Perna (Gente de Arte de Avellaneda)
3er. Premio María Elena Falivene: (Veladas de Estudio)
Mención del Jurado: Carlos Alberto Zerda (REIA)
Mención de Honor: María Laura Pajina (Mena Máscolo)